miércoles, 26 de septiembre de 2012

A todos nos gusta: Jane Birkin


De belleza etérea y graciosa, sus enormes ojos azules y su preciosa sonrisa inocente son las señas de identidad de uno de los grandes mitos eróticos de las décadas de los 60 y 70.
Actriz y cantante británica afincada en Francia desde finales de los 60, la desbordante sensualidad de encantos sutiles de Jane Birkin han hecho de ella una de las mujeres más deseadas de todos los tiempos
Descaro e inocencia a partes iguales, su voz tenue y quebradiza despertó la polémica con una de las canciones más provocadoras de la historia. Una declaración de amor para unos, pornografía para otros, sus sugerentes suspiros y gemidos en Je t’aime… moi non plus la confirmaron como un verdadero símbolo del erotismo en estado puro.


Jane Birkin nació en Londres el 14 de diciembre de 1946, siendo la segunda hija del Mayor David Birkin y de la actriz y cantante Judy Campbell.
En la primera mitad de los sesenta se introduce de lleno en el ambiente pop del Swinging London y debuta como actriz a los 17 años. En esa época conoce al compositor John Barry (compositor del famoso tema de James Bond), quien le anima a debutar como cantante y con el que acaba casándose a los 19 años.
En la película Blow Up de Michelangelo Antonioni protagoniza su primera escena polémica (aparece desnuda), lo que provoca un gran escándalo en su ciudad natal.
Tras el fracaso matrimonial y el nacimiento de su hija Kate en 1967, Jane desembarca en Francia. Allí conoce a Serge Gainsbourg, con quien forma una de las parejas de moda en la escena parisina, donde se hacen célebres en 1969 con Je t'aime... moi non plus, canción sensual y provocadora que convierte en un éxito mundial los suspiros de Jane haciendo el amor con su compañero. En 1971 nace su hija Charlotte Gainsbourg, una actriz y cantante reconocida.
Una voz frágil, tenue, siempre a punto de romperse permaneció como su marca distintiva y fue utilizada con inteligencia por Gainsbourg, que adaptó sus canciones al timbre de voz de Jane, componiendo varias obras especialmente para que ella las interpretara. Permanecieron juntos durante 12 años, convirtiéndose en una pareja popular para el público y los medios. A principios de los años 1980, su vida personal y profesional sufrió un duro revés debido a que Serge Gainsbourg y Jane Birkin se divorciaron y él murió en 1991. A lo largo de todas estas décadas ella nunca dejó de sacar discos o de participar en películas regularmente, pero no ha sido hasta los últimos años cuando se ha consolidado como vocalista, más allá de la sombra de Gainsbourg, actualmente esta comprometida con la lucha por la democracia en Birmania, Jane Birkin es a sus 65 años uno de los mitos vivientes de la cultura pop de los años 60 y 70









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada